+34 673 56 22 54

Image Blog

5 MITOS QUE TIENES QUE SABER SOBRE EL CUIDADO DEL CABELLO

1. Lavarse el pelo todos los días es malo.

Falso. Debemos lavar el cuero cabelludo y cabello dependiendo de lo que necesite, es decir, siempre que lo notes sucio.

 

No es malo, ni el cabello se va a caer más. Los cabellos que se caen durante el lavado ya se han desprendido del folículo piloso.

 

¿Cómo hacerlo? Utilizar siempre champús con tensioactivos suaves que sean respetuosos con tu cuero cabelludo, como los sodium laureth sulfate, los sarcosinatos o las betaínas.

 

Consejo farmacéutico: si tienes el cuerpo cabelludo graso, lava siempre que lo necesites con un champú específico equilibrante diario como Phytopanama, y dos veces en semana con Phytocedrat con acción seborreguladora y purificante gracias al aceite esencial de limón y extractos naturales de salvia y ortiga.

 

2. Cuanto más lavas el cabello más grasa produce.

Igual que el mito anterior, no es verdad. Deberás lavarlo cuando lo necesite, de hecho, es justo al revés, un cuero cabelludo graso deberás lavarlo probablemente más a menudo.

 

El cuero cabelludo es una continuación de la piel, por lo tanto, que este sea graso o no lo sea dependerá de tu tipo de piel.

 

¿Cómo distinguir entre un cuero cabelludo graso y una dermatitis seborreica?

La dermatitis seborreica se reconoce con bastante facilidad, porque además de ese exceso de grasa, también aparece descamación de aspecto graso. Normalmente aparece en cuero cabelludo sobre todo en las zonas de nacimiento del cabello, pero también es habitual en cejas y surco nasogeniano.

 

Consejo farmacéutico: utiliza un champu diario como el champú suave regulador de uriage, y después de 2 a 3 veces en semana un champú de tratamiento.

 

Cabello graso

 

3. La caída del cabello siempre es un problema.

Nada más lejos de la realidad. Lo raro sería que no se te cayese, de forma natural se caen unos 100 – 150 cabellos al día. El cabello tiene su propio ciclo de crecimiento, e igual que nace muere.

 

Ahora ya, si se produce una caída más exacerbada del cabello deberá ser diagnosticada por un dermatólogo. Los dos tipos de caída de capilar más frecuentes son: la caída reaccional (brusca y localizada) y la caída crónica (paulatina y más difusa).

 

Una vez hecho esto podemos elegir el tratamiento más adecuado para cada caso.

 

Consejo farmacéutico: utiliza tratamientos en formato ampolla y compleméntalos si quieres con otros formatos. Estos son los que mejor acceden al folículo piloso.

 

Como el Kit control caída capilar de mi marca con ingredientes como el extracto de epilobium angustifolium que inhibe la enzima 5-α-reductasa que participa en la producción de dihidrotestosterona una de las causas de la caída capilar.

 

También contiene Kopexil, que va a mejorar el entorno dónde se encuentra el folículo piloso, fortaleciendo y proporcionando volumen al cabello desde la raíz.

 

Si tienes dudas también puedes coger cita conmigo para una asesoría capilar.

 

4. Ingredientes como los sulfatos o las siliconas son malos.

Lo primero es que no existen ingredientes malos o ingredientes tóxicos en cosmética, todos los ingredientes utilizados en cosmética son seguros.

 

Otra cosa muy diferente es saber elegir los mejores ingredientes para cada tipo de piel, y en este caso cuero cabelludo y cabello.

 

Los sulfatos son un grupo de compuestos muy grande. Hay diferentes clases de sulfatos clasificados según su poder de detergencia, es decir el poder de limpieza que tienen.

 

Cuando mayor es el poder de detergencia mayor irritación pueden producir, sin embargo, esto no solo va a depender de un ingrediente si no de la formula final.

 

Por eso en la mayoría de los casos es aconsejable buscar sulfatos suaves, de los que ya hemos hablado.

 

En cuanto a las siliconas, también hay distintos tipos de siliconas: solubles e insolubles.

 

Sean solubles en agua o no, con el lavado del cabello se eliminan. Se utilizan sobre todo en los productos de peinado y su función es la de mejorar la apariencia, suavidad y textura del cabello.

 

Sulfatos y siliconas.

 

5. El filtro ultravioleta en protectores capilar no existe.

Error. Sí existe, y deberías utilizarlo los días que vayas a exponerte al sol.

 

Consejo farmacéutico: protege tu cabello del sol, de la sal del mar y del cloro de las piscinas con el Aceite Protector y el resto de la gama Phytoplage de Phyto.

 

Contiene extractos de caléndula, sauce y romero para hidratar y suavizar, de cera de oliva nutritiva y aceite de ricino para el brillo. Y sí, filtro ultravioleta, en concreto, el Octinoxate que protege a la fibra capilar de la radiación ultravioleta B.

 

¡Ya has llegado al final! Aquí esta tu regalo - DESCUENTO EN TODO PHYTO: 10% en primera unidad, 20% dos unidades y 30% tres unidades.

 

¿Tienes dudas con otros mitos que hayas escuchado por ahí? Déjamelos en un comentario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.